OTRA VEZ SOPA

batallaDefensas bajas.

River sigue cometiendo errores defensivos que meten a sus rivales en partido, algo que deberá corregir inmediatamente para lo que se viene en la Copa Libertadores.

En menos de 20 minutos Alario y Mayada parecían sentenciar un partido ya que el Melgar parecía abatido a pesar de la cantidad de tiempo que faltaba para el final. Sin embargo, las desatenciones en el fondo volvieron a costar caro y los peruanos llegaron al descuento.

Un centro desde la derecha parecía sencillo, pero Mina se retrasó, Moreira cerró donde no debía y Omar Fernández apareció sólo por atrás. Pese a que los dos defensores más Arzura trataron de tapar el remate lo único que lograron fue tapar la visión de Batalla que no pudo sacar el violento remate pese a que fue al primer palo.

En el segundo tiempo, el fondo de River hizo que Melgar llegara a un empate que no merecía. Un centro desde la izquierda fue controlado por Mayada en el área que ante la presencia de Lollo dudó en rechazar, y Herrera fusiló a Batalla. Aunque el ex Belgrano saltó para evitar que la pelota le rebote, el uruguayo no se decidió a sacarla, algo que costó caro. Por suerte, el poderío ofensivo del Millonario hizo que inmediatamente pusiera el pie en el acelerador y Nacho Fernández liquidara el partido, dándole justicia al marcador ya que había sido muy superior.